Luis García Montero y los libros de economía

Luis García Montero y los libros de economía

 Un día largo me ha impedido leer hasta última hora el comentario que Luis García Montero hace en su artículo semanal de la edición andaluza de El Pais.
 (Una vez hice de chofer de Alberti entre Fuengirola y Cádiz. Y a mitad de camino por segunda vez me dijo que entonces había en España un poeta mejor que todos los demás. Era Luis.
 Más tarde, yo también viví viernes que eran completamente viernes
 y en habitaciones separadas
 y ahora, un corto tiempo infinito después, también tengo la vista cansada
 cuando Luis me manda un abrazo antes de empezar a decirme algo en algún mail
 de vez en cuando para quedar el próximo martes en Granada).
 El comentario de Luis apunta muchas ideas que invito a leer pero subrayo una que me satisface y me llena de fuerza porque es justamente lo que yo quería provocar en los lectores del libro. Dice Luis que leyéndolo «he perdido el sosiego, estoy malhumorado y con ganas de volver a la militancia activa».
 Era eso. Es justamente eso lo que yo quería que sucediera porque es lo que tenemos que hacer.
 Dice Luis en unos de sus poemas:
 

 

  lo peor
  no es perder la memoria
  sino que mi pasado
  no se acuerde de mi
 
 

 

 ¿Vamos a dejar tantos de nosotros que nuestro propio pasado no se acuerde de nosotros?
 ¡No dejemos que ocurra! Armémonos de generosidad, de ilusión y versos y pongámonos a la tarea.
 El artículo de Luis García Montero se titula No lea libros de economía y puede leerse aquí

 

Tags:
Sin comentarios

Publicar un comentario